Cómo hacer un arco

Arco





Así era...


Es un juguete en cuya sencillez radica su encanto, los animales son el tema favorito para su fabricación y tanto los niños como los adultos lo juegan en prácticamente cualquier época del año.
La decoración varía de una entidad a otra, en Puebla los armadillos son pintados en madera al natural con pequeñas grecas; los mazahuas y los huicholes, le añaden más colorido y complejidad; en Guerrero se trabaja con la técnica del esgrafiado; en Guanajuato su decorado tiene como base el punto, la línea y el círculo.

Estos juguetes se disfrutan en diversas zonas de la República Mexicana. En Jalisco, se fabrican con cartón; en Guerrero se trabajan con guajes y se laquean; en Guanajuato se fabrican con barro; en Puebla con madera y en el Estado de México y Morelos, los materiales van desde corteza de ábol, hasta el latón.


Así es...

El juguete subsiste hasta nuestros días y es muy común verlo en los mercados o en las calles de nuestra ciudad, muchos de éstos son fabricados por indígenas que llegan a residir en la capital, tales como los mazahuas, los chinantecos, los huicholes y los nahuas nativos de la ciudad y del estado de Hidalgo y Morelos.


Características:



El principio de este juguete es el equilibrio entre la cabeza y la cola, sostenidas apenas por un hilo en la parte superior del cuerpo del animal. Los animales más socorridos para su fabricación son: el armadillo, la tortuga, los guajolotes y algunos animales fantásticos.